Bruno, cumpleaños, Martín, música, The Divine Comedy

A friendly shore

Me adelanto esta semana para celebrar el cumple de Martín y Bruno.

Cuatro años compartiendo experiencias. Mis pequeñines se hacen mayores. Martín avanza, y dada su condición es mucho. Cada vez habla más y además tiene amigos en el cole. El otro día dos peques, Tatiana y Yahya,  se acercaron a él en el parque y se fue a jugar con ellos.

En cuanto a Bruno te diré que está encantado de haberse conocido. Le encanta su clase, sus amigos. Especialmente habla de Rodrigo y Jacob.

El otro día fue a casa de este último y mi madre y yo nos emocionamos como tontas porque fue un indicativo de que se hace mayor.

Y en cuanto a mí, más allá de la emoción de ser consciente de esta evolución, te diré que se me hace raro. Mucho. Estoy acostumbrada a la evolución de Diego: Diego y sus amigos, su círculo, sus normas. El hecho de ver que niños, compañeros de clase, reclaman a Martín y a Bruno por su parte se me hace raro y emocionante a partes iguales.

Este año no puedo ni quiero huir de una celebración de cumpleaños como se merecen. Cada uno tendrá la suya, con su clase (aunque asistan a la de su hermano) cada uno tendrá su parcela donde ser el prota y donde compartir con su clase la fiesta. Martín el 26 y Bruno el 27. Cada uno con sus compis.

Crecen los peques. Soy feliz.

Felicidades Martín y Bruno. Felicidades Diego a ti también: 4 años siendo hermano mayor.

Me viene a la mente una canción que compuso The Divine Comedy cuando Neil Hannon se convirtió en papá: Charmed life y sé, porque me conozco, que no será la única vez que te la recomiende.

When I hold you in my arms
And look back on my charmed life
My charmed life, I hope

I hope if nothing more
That one day youll call your life
A charmed life

Well, I never really worried that much
About making lots of money and such
And I always seemed to land up on my feet

Though theres been some difficult times
The good times where never far behind
I’ve snatched all of my victories from the jaws of defeat

When I hold you in my arms
And look back on my charmed life
My charmed life, I hope

Yeah, baby, I hope if nothing more
That one day youll call your life
A charmed life

Well, the course of true love never ran smooth
They broke my heart and I broke theirs too
And breaking up was so very hard to do

But I knew Id find the one
And sure enough she came along
And not long after that along came you

Well, sometimes this life is like being afloat
On a raging sea in a little row boat
Just trying not to be washed overboard

But if you take your chances and you ride your luck
And you never, never, never, never, never give up
Well, those waves will see you safely to a friendly shore

When I hold you in my arms
I know that this is a charmed life
A charmed life

Fuente: MetroLyrics

Bruno, Cine, Diego, fin de semana, finde, Martín, Niños, Pensamientos

Y así es todavía (als das kind kind war)

Bruno lleva unos días jugando con un barco en la bañera. Lo llena de tripulantes. Todo muñeco de Playmobil o  Lego que se encuentra va al barco. Juega alegre en la bañera. Sin más preocupaciones.

Martín pasa por la fase de guardar sus pertenencias más preciadas en bolsas. Bolsas, bolsas y bolsas llenas de juguetes, muñecos, recortes, … Todo lo que le viene bien va a la bolsa. Esta mañana antes de ir al cole ha utilizado nada menos que tres bolsas. Tres bolsas de plástico y un carro de la compra -de juguete- para “irse a trabajar”. Sigue leyendo “Y así es todavía (als das kind kind war)”